Langue

Red Manglar Internacional

Articles

Unidos en defensa de los manglares

Por: 
Anna Bednik, traducción : Cecilia Franco

Mangrove en ColombieSobre los bordes del río Muisne, los dédalos de mangles rojos y el intrincamiento de sus raíces aéreas aún albergan cangrejos y variedad de conchas. Pero la cobertura vegetal ocupa sólo una franja muy estrecha, desgarrada en ciertas áreas. Atrás, extensiones lisas de piscinas de camarón y el ruido de las máquinas que bombea el agua del río. 5, 10, 20, 50 hectáreas, son unas "pequeñas y medianas" propiedades (las "grandes" son de hasta 2000 hectáreas). Hoy en día es difícil seguir viviendo del manglar en Muisne, pequeña isla del Pacífico ecuatoriano (Esmeraldas).

En Ecuador, desde la llegada de la industria camaronera en 1967, el 70 por ciento de los manglares ha sido destruido [1]. "Como lo hacen las empresas mineras y petroleras, las camaroneras nos prometieron empleos", cuenta Líder Góngora, presidente de la C-Condem (Coordinación Nacional para la Defensa del Ecosistema de los Manglares). "Ciertamente, al principio, traen trabajo: el de cortar los mangles. Después, es otra historia".

Los manglares son considerados por la legislación ecuatoriana como un "bien nacional de utilización pública" y su deforestación es ilegal... lo que no impide la instalación masiva de criaderos de camarón, administrados tanto por particulares como por empresas nacionales y extranjeras. En 20 años, la industria camaronera se ha extendido progresivamente sobre toda la costa ecuatoriana. A Muisne llegó en 1987, al mismo tiempo que (o a causa de) la carretera.

Manglares y camaroneras